Las fluctuaciones en el peso, el envejecimiento, factores hereditarios, pueden causar que en la región interna de sus muslos, existan irregularidades y piel colgante, ya sea por exceso de piel, o acúmulo graso que se ven sobre todo en pacientes del sexo femenino y que les ocasiona una gran molestia, ya sea por el roce de la ropa, al caminar o una imagen poco atractiva. Todos los pacientes con una deformidad de contorno significativa de la porción interna del muslo, son candidatos potenciales para una liposucción o una cirugía plástica de muslos (lifting de muslos), o ambas dependiendo de las características de cada paciente en particular. En términos generales en pacientes jóvenes se prefiere realizar solamente lipoaspiración, debido a que las características de su piel permiten una adecuada retracción del tejido es decir presentan buena elasticidad de la piel sin embargo en pacientes de mayor edad o que han sufrido variaciones en el peso generalmente presentan poca elasticidad de la piel por lo cual se debe combinar con alguna técnica de resección de piel. El candidato ideal para una cirugía plástica de piernas o musloplastía (lifting de muslos), es un paciente con abundante tejido tanto de grasa como de piel y en la que al realizarse únicamente la liposucción, se quedará con exceso de piel, colgándose ésta y dando un resultado desagradable. Por lo que la técnica a realizar en esta cirugía plástica estética de muslos o musloplastía (lifting de muslos), será con una cicatriz que quede oculta en la región del pliegue inguinal y por adentro del área del bikini y puede agregarse liposucción en las áreas adyacentes, dependiendo de cada caso. En lo que respecta a pacientes con abundante piel, con pérdida de peso considerable o con secuelas post obesidad, es extremadamente raro que el lifting de los muslos sea en forma vertical, desde la ingle hasta la rodilla, siendo este diseño asociado con un dibujo triangular y con el ápice hacia arriba, por lo que en estos pacientes el exceso y la relajación cutánea son de tal magnitud que se requiere de una eliminación vertical distribuyendo mejor así la piel de la región anteromedial del muslo. Algunas complicaciones de esta cirugía plástica estética de los muslos o musloplastía (lifting de muslos), pueden ser hematomas, seromas, infecciones y alteraciones en la cicatrización, sin embargo para todas estas posibles complicaciones está la preparación preoperatoria y el manejo postoperatorio que deberá llevarse a cabo para evitarlas. Las contraindicaciones para una cirugía plástica (lifting de muslos), incluyen problemas vasculares y/o neurológicos de las extremidades inferiores, enfermedades mal controladas y expectativas irreales.

Una vez que en la cirugía plástica estética de muslos o musloplastía (lifting de muslos), se ha retirado el exceso de piel fijado a los tejidos blandos y eliminado los excesos de grasa, se colocan puntos los cuales se retiran en 10 días, al paciente se le indica el uso de prendas de compresión por 3 a 4 semanas, pudiendo regresar a sus actividades normales a los 7 días.

Los resultados de la cirugía plástica estética de muslos o musloplástia (lifting de muslos), son aparentes prácticamente de forma inmediata a la realización del procedimiento, aunque inicialmente no definitivos por la inflamación, estos se verán con el paso del tiempo en general 3 meses. Recuerde que debe de seguir con las instrucciones postoperatorias, son la llave del éxito de su cirugía. Es importante que las incisiones no estén sujetas a una fuerza excesiva inflamación o movimiento durante el tiempo de recuperación. Recuerde que cuando decida realizarse este tipo de procedimiento siempre los deberá realizar un cirujano plástico certificado.